Financiar una Operación de Vista

Continuar
Financiar una operación de vista es muy habitual. Se trata de un tipo de intervención muy costosa que resulta muy difícil pagar al contado. Por ello, cada vez es más habitual que se recurra a diferentes opciones de financiación para eliminar el uso de gafas y lentillas, presbicia, miopía o acabar con otros problemas de visión.

Tipos de operaciones de vista

En la actualidad existen diferentes tipos de operación de ojos. Una de las tipologías de cirugías refractivas más habituales que tienes a tu disposición es la del láser. Gracias a su acción se puede modificar la forma de la córnea que tengas para poder volver a ver de forma óptima. El LASIK, como se conoce también, cambia la curvatura de tu córnea para que sea capaz de enfocar las diferentes imágenes de forma adecuada. Está indicada para graduaciones con miopía o astigmatismo pequeñas, medias o, incluso, altas.

Con el paso del tiempo se ha avanzado y se han creado otras alternativas que pueden llegar a ser más adecuadas para ti. Una de ellas es el uso de lentes intraoculares. En este caso, el cirujano introducirá una lente detrás del cristalino y será como si llevaras una lentilla de forma permanente. Este tipo de intervención presenta algunas ventajas respecto al láser. Una de las principales es que es completamente removible. Mientras que con el láser se modifica la forma de la córnea para siempre, las lentes intraoculares se pueden retirar para volver al estado previo a la operación. Una de sus ventajas es que es capaz de corregir un mayor defecto refractivo. Se trata de un procedimiento totalmente personalizado y diseñado a la medida del ojo de cada uno.

Previamente, es necesario estudiar la forma y la funcionalidad del globo ocular. Además, debes estar estable y tu graduación no debe aumentar durante un año antes de la operación. Este tipo de cirugía solo es capaz de corregir los defectos del momento, pero no los cambios que pueda experimentar tu vista de manera natural en los próximos años.

Cómo financiarla

Encontrar la forma de financiar la intervención puede ser una de tus grandes preocupaciones. Este tipo de operaciones permiten mejorar mucho tu calidad de vida, por lo que un préstamo para operar la vista es una de las principales opciones a tu disposición. Los créditos online con Younited Credit cuentan con muchas ventajas de las que puedes sacar partido.

Por un lado, la gestión es realmente rápida y sencilla. No tendrás que hacer colas interminables en un banco ni presentar mucha documentación para que te aprueben el préstamo. Simplemente con rellenar un formulario con tus datos personales y demostrar que tienes ingresos de forma recurrente, es suficiente. En apenas 48 horas desde que iniciaste el trámite puedes tener el crédito aprobado y el dinero en tu cuenta bancaria para pagar tu operación.

Con este préstamo personal no es necesario que cuentes con un avalista ni tampoco contratar ningún otro producto financiero relacionado como el seguro de vida para que la entidad financiera te dé el dinero que necesitas para operarte. Todo este trámite lo podrás llevar a cabo sin moverte de casa.

Cada uno de los pasos se completa a través de Internet, por lo que solo necesitarás un ordenador o tu smartphone. Todas las opciones de crédito son completamente personalizadas así que podrás elegir el tiempo deseado para devolver el crédito y un tipo de interés que sea cómodo para ti.

Financiar la operación de vista te permitirá mejorar tu calidad de vida de forma cómoda y sencilla a nivel económico y sin estresarte para poder pagar la intervención. En Younited Credit encontrarás la forma de conseguir el préstamo que necesitas.

Continuar